‘Atrápame si puedes’, de Steven Spielberg

Steven Spielberg, director que se ha ganado a pulso el calificativo de ‘gran’, y entendedor como el que más de los personajes que protagonizan la historia que filma, hace con esta película un prolijo trabajo, dotando de ritmo una trama que en manos de un novato podría hacerse excesivamente larga y haciéndola trepidante, sin darle tiempo al espectador a que consulte el reloj.

Imagen

‘Atrápame si puedes’ cuenta la historia de Frank W. Abagnale (Leonardo DiCaprio), desde su etapa de hijo adolescente y modélico hasta su evolución a hombre hecho a sí mismo mediante la estafa, ‘forzado’ por las situaciones que le depara la vida a tomar un camino legalmente cuestionado para salirse con la suya. Carl Hanratty (Tom Hanks), agente del FBI, tratará de darle captura pero Frank, hábil caradura, valiéndose de sus mil rostros (aviador, médico, abogado) le tomará ventaja poniéndole difícil la tarea.

Lo más curioso del film es el proceso evolutivo del personaje que intepreta Leonardo DiCaprio, pues de ser un hijo modélico se verá forzado a lidiar con la vida a través de vías ilícitas desde el punto de vista legal, pero ¿y desde el punto de vista moral? Si se tiene en cuenta la motivación del joven protagonista, el fin que pretende… ¿cómo condenarlo? Frank es una persona inestable y emocionalmente incompleta y cuando estafa no lo hace por crear fortuna sino por ganarse el respeto de un padre al que admira y ayudar a éste a recuperar lo que Frank anhela con más fervor, la familia.

Imagen

Ante esta misma encrucijada se enfrenta el agente del FBI encarnado por un Tom Hanks en la sombra, que pese a los quebraderos de cabeza y humillaciones a los que se ve sometido por la audacia del joven estafador, termina dejando a un lado sus prejuicios y viendo quizás reflejada en Frank a su hija, le tiende una mano y deposita ciegamente su confianza en él, confianza a la que Frank, chico legal a pesar de la ilegalidad de sus fechorías, se sostendrá como si de un clavo ardiendo se tratase.

Imagen

A pesar de la comicidad o sobriedad de ciertos tramos de la historia, Spielberg dota a los personajes de un cáriz emocional que le otorga al film mayor sensación de realidad, si bien es cierto que en algún momento ese punto de emoción sobrepasa los límites acercándose peligrosamente a la sensibleria fácil, pero como ‘gran’ director la sortea con genialidad.

Película entretenida con buenas interpretaciones. Destaca sobre todo la de Christopher Walken en el papel de padre de Frank, representación que le concedió una oportunidad de alzarse con la estatuilla dorada. También destaca una jovencísima y llorosa Amy Adams con brackets, curioso cuánto menos.

Anuncios

Un pensamiento en “‘Atrápame si puedes’, de Steven Spielberg

  1. Cuando los ingredientes son los adecuados, muy cerril tiene que ser el cocinero para el plato no sea, al menos, apetitoso. Y cuando los principales son Spielberg, un joven Dicaprio y Hanks, prácticamente imposible. ‘Atrápame si puedes’ parece plantearte el reto de no querer que termine la película. Tiene el toque de que se trata de una historia verídica y eso hace que enganche más. Recomendable para pasar unas horas frente al televisor sin malgastar el tiempo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s